Entre el año 2000 a 2015, el indicador de incidencia de pobreza extrema, pasó de 45.56% a 16.88%. Además, existió una disminución del porcentaje de personas pobres en el área urbana y rural. Al analizar los departamentos, se observó que para el 2015, Tarija tuvo el menor porcentaje de incidencia de pobreza extrema (10.64%), mientras en el otro extremo se encuentra al departamento de Potosí con el mayor porcentaje de personas pobres (34.12%). Respecto a las familias con jefe de hogar hombre a nivel nacional, se encuentra que entre el periodo 2000-2011, estos tuvieron una incidencia de pobreza mayor en comparación a familias con jefe de hogar mujer. Estas diferencias se reducen a partir del 2011, y ambos grupos llegan a 2015 con 14.6% y 12.8% respectivamente. En el área urbana y rural también se encuentra un descenso general en el indicador para ambos grupos. Por otra parte, al analizar a las familias con jefe de hogar indígena y no indígena, se encuentra que el primer grupo se encuentra en desventaja respecto al segundo. La brecha entre ambos grupos comienza a disminuir con mayor fuerza a partir del 2007, especialmente por la disminución en el valor del indicador en los hogares con jefe de hogar indígena